Contratar mago

Contacto y contratación: · 696 88 09 87 · seneca@magoseneca.com
Le asesoraremos sobre el espectáculo que mejor se adapta a su evento y su presupuesto sin ningún compromiso.


Mostrando entradas con la etiqueta contratar mago. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta contratar mago. Mostrar todas las entradas

viernes, 23 de octubre de 2015

Contratar mago. Contratar mago para fiestas y eventos corporativos.

Contratar un mago no es precisamente algo fácil o rápido, al menos si quieres contratar magos que te ofrezcan garantías de éxito. Pero te dejaré algunos consejos, lo más objetivos posibles, para que tengas por donde guiarte en esta tarea.

Probablemente llegues a varias páginas web escribiendo contratar mago en los principales buscadores. Aquí tengo algo que decir: que google te muestre en primeras posiciones esas webs no es muy significativo. Hay estrategias que consiguen posicionar una web por determinados términos de búsqueda (en este caso sería contratar mago). Esas estrategias suelen llevarlas a cabo empresas dedicadas a ello así que lo único que podemos sacar en claro de que llegues a las webs de esos magos es que están pagando por el servicio y por tanto probablemente se dediquen a ello profesional o semiprofesionalmente.

El primer consejo es comparar como mínimo 10 magos antes de decantarte por contratar a uno u otro. Prueba a buscar por otros términos para tener nuevos resultados.

El segundo consejo es tener muy claro el tipo de mago que quieres contratar. Esto es MUY importante. Hay mentalistas, magos infantiles, hipnotistas, escapistas... Asegúrate de preguntarle si domina la rama del ilusionismo que buscas. Este puede ser el mayor error que se puede cometer a la hora de tomar una decisión. Antes de pasar al siguiente punto quiero aclarar que un mago infantil no es un mago malo, debe ser un profesional especializado en el público infantil. Concretamente yo la magia infantil es la única rama que no realizo.

El tercer consejo es pedir referencias. En internet es difícil valorar la calidad de cualquier producto o servicio, y para contratar un mago a través de la web no va a ser menos. En todas las páginas vas a encontrar que son originales, que mezclan el humor, que hacen un show ameno y participativo... Te lo digo con la mano en el corazón: eso es... ¡MENTIRA! Al menos en el 90% de las veces. Eso es lo que se supone que se espera de un espectáculo y eso ponen, pero pide opiniones reales de terceros, que puedas comprobar en páginas ajenas a la suya. Si ahí dicen lo mismo dale el OK.

El cuarto consejo es buscar información sobre los que hayan pasado los pasos anteriores. ¿Dónde?

Vete directo a Twitter. Mira cuánta influencia tiene en la red, cuantos seguidores tiene pero sobre todo cuantas interacciones tiene, cuantos comentarios, cuantos RT y FAV... Hay algunos que compran bots y seguidores falsos para aparentar, pero es fácil comprobarlo. En general, esta red social es un fácil medidor de influencia.

Otro buen lugar es YouTube. Busca por su nombre, deberá haber vídeos. Y NO VALEN FOTOS. Si te muestra un vídeo promocional, con una galería fotográfica y no le escuchas hablar, no le ves cómo presenta los efectos y no sientes la energía que transmite lo puedes descartar. Busca vídeos reales, con efectos reales y reacciones reales. Aunque luego el espectáculo sea diferente a los vídeos ya sabes que lo que hace lo hace de verdad.

El quinto y último consejo es comparar los precios, comparar cuánto cobra un mago y cuánto cobra otro. Este es el último porque realmente si has seguido los pasos anteriores y te has tomado en serio la selección para contratar el mago adecuado para tu evento, a estas alturas apenas tendrás uno o dos y no van a tener precisamente las tarifas más bajas.

Si quieres más información acerca del caché de los distintos magos y hacerte una idea de lo que te costará contratar a uno, aquí tienes el enlace a un artículo sobre las tarifas de un mago.

Espero que te haya sido útil esta información. Ya puedes empezar con el primer contacto y sólo te quedan otros nueve antes de contratar el mago que necesitas.

lunes, 22 de septiembre de 2014

Cuanto cobra un mago.

- ¿Cuánto cobra un mago?
- y ¿Cuánto cobra un pintor? ¿o un músico?
Hago esa comparación porque ambos son artistas y ambos pueden tener varios precios para cada una de sus obras. Además, en todos los ejemplos de artistas entran en juego factores similares:

Por un lado, el objetivo, están los materiales e instrumentos que se utilicen. En la mayoría de casos (aunque a veces no lo parezca) suelen ser materiales de un solo uso y otros que necesitan un cuidado constante.

Por otro lado, el subjetivo, está el valor que aporta el artista a lo que realiza con esos materiales. El enfoque que le da a la obra, la presentación que usa... Aquí también entra en juego el "nombre" del artista.

Ahora vendría la parte difícil, que es valorar cada uno de esos puntos. Pero voy a dar las pautas que sigo para establecer mi caché y para ayudar a los artistas que me piden asesoramiento sobre el precio de sus espectáculos o productos.

1. Investiga un poco a tu competencia. Como usualmente tienen reparo en hacer público lo que cada uno cobra, tienes la opción de llamar en categoría de cliente o comprador y esperar su presupuesto. Es una forma un poco "rastrera" de conseguirlo, pero a veces no queda otra. Puede ser el caso, que tú o tu competencia tengáis varios productos diferentes, procura hacer lo mismo para cada uno de ellos.
2. Establece en qué lugar te encuentras. Haz una gráfica, y ve colocando los precios de tu competencia de izquierda a derecha de menor a mayor. Ahora valora tú sus servicios, no tiene porque coincidir con el caché que tienen, pero probablemente sigan un orden parecido. Cuando lo tengas decide en qué lugar estarías tú. Colócate junto a los que estén a tu mismo nivel y decide un rango de precio mínimo y máximo basándote en el lugar que ocupar en la gráfica.
3. Nunca bajes del precio mínimo. Si has llegado a este punto y crees que lo que haces no puede venderse por menos de una cantidad concreta, no lo hagas. Es que si no lo bajo no me contratan... es que van a llamar a otro... ni es que ni pollas. No te vendas por menos de tu precio porque si luego desvaloran tu trabajo será culpa tuya.

4. Marca tu caché. Como consejo profesional, tira alto. Como consejo personal, donde te sientas cómodo. Puede que haya gente de tu mismo nivel que se malvenda y otra que esté cobrando cuatro veces más. Tienes todo ese margen para escoger y quizás si te decides ir por la parte más alta afecte a tus resultados, te haga sentir nervioso o presionado. Si es muy bajo puede afectar a tu autoestima, sobre todo si eres profesional y "comes" de este trabajo.

Ejemplo práctico (mi caso):

1. ¿Qué magos hay y cuánto cobran?
Magos aficionados o recreativos: deberían actuar gratis para ir aprendiendo pero si buscas en páginas como milanuncios, unaplauso,... encuentras miles de ellos y cobran entre 50€ y 150€ (local)
Magos semiprofesionales: los que se sacan un plus con esto. Tienen su trabajo u otras fuentes de ingresos pero son conocedores de la magia, llevan años interesados por el tema y ya tienen algo de experiencia. Cobran entre 100€ y 250€ (provincial)
Magos profesionales: viven de la magia y de ello depende su vida. Es lógico que le pueden dedicar a sus números la jornada laboral completa. Tienen un espectáculo de calidad y tienen experiencia con todo tipo de públicos y por tanto salida para todos los imprevistos que surjan. De estos habrá no muchos más de cincuenta en toda España. Cobran entre 300€ y 900€ (autonómico o nacional)
Magos famosos: son magos profesionales con nombre propio. Como profesionales, sus características son las mismas y suelen ser más comunicativos. Cobran una barbaridad, las cuatro cifras que no las quite nadie.

2. ¿En qué lugar me encuentro?
Ya me he topado con todo tipo de personas, sé trabajar un buen espectáculo en las condiciones más adversas y no tengo inconveniente alguno en viajar. La magia es mi medio de vida y poco a poco me estoy haciendo con un nombre en el mundo del espectáculo. magos famosos españoles (periódico 20 minutos)
Teniendo eso en cuenta, no puedo cobrar menos que ningún otro mago profesional y no tendría un límite concreto.

3. NO me muevo por menos de 300€ sea cual sea el precio que quiera ponerle a mis números. Por supuesto siempre hay ocasiones en las que hay alguien que de verdad está interesado en contratarte para su evento y no puede permitirse pagar lo que cobras. Se habla, se negocia y se llega a un acuerdo, pero no se baja de ese mínimo. Otra cosa diferente es cuando hablamos de organizaciones benéficas, donde si no tengo eventos cerrados siempre estoy dispuesto a colaborar.

4. Me gusta lo que hago, aunque no por eso no voy a cobrar, y además es mi medio de vida. Cobro 800€ más gastos de desplazamiento, dietas y alojamiento aparte. Esa cantidad está justo en medio de lo que cobran otros magos profesionales, y para nada se acerca a lo que cobran otros magos de la lista anterior. Tengo muy claro que ese precio no marca la calidad del espectáculo, perfectamente podría cobrar el doble o el triple haciendo lo mismo, sin embargo esa es la cantidad con la que trabajo a gusto, la justa para cubrirme las espaldas en el día a día.

Por cierto, hablo de un espectáculo de entre 45 y 70 minutos de duración para público adulto (no hago magia infantil). Después ofrezco espectáculos personalizados o ilusiones a medida que suelen costar varios miles de euros, pero usualmente ese tipo de clientes el presupuesto es algo que no tiene tanta prioridad y quieren destacar completamente del resto.

Espero que esta información haya sido de utilidad para otros magos que se estén iniciando, para profesionales que a día de hoy aún no saben si lo que cobran está bien o mal y, en general, a todo tipo de artistas: músicos, cantantes, escritores, pintores, diseñadores, cocineros, actores...

De nuevo ¡Muchas gracias a todos!
El Mago Séneca 9,6 out of 10 based on 38 ratings.